Peluche gremlin

Haz un viaje en el tiempo y vuélvete a enamorar de este amiguito de los 80. ¡No lo mojes ni le des de comer después de medianoche!

Más info.

Juguetrónica

No sabemos si este producto estará de nuevo a la venta

Era una cuestión de tiempo que el pequeño peluche gremlin volviese a aparecer en tu vida y sigue siendo tan adorable como siempre, con esa carita y soniditos que sólo él sabe hacer.

Tócale la oreja o la barriguita y empezará a farfullar y a menearse a los lados como lo hacía en la película cuando Zach le daba tonos con el teclado. Su cuerpo es suavecito y lo decimos así porque no os vais a creer la calidad del pelo hasta que no toquéis uno. ¡Increíble! salvo las orejillas y manos y pies que son rígidos.

Además, esta réplica este gremlin viene con un montón de detalles únicos que lo hacen simplemente perfecto. Un regalo retro más que genial para rememorar la infancia o para que los peques conozcan qué se llevaba antes.

El peluche gremlin contonea su cuerpo a los lados al ritmo de su voz.

Recuerda: no permitas que le de la luz directa del Sol, no lo dejes en contacto con el agua y, por supuesto, primordial: no le des de comer después de media noche.

Dimensiones aproximadas de 30 cm (ancho de oreja a oreja) x 20cm (alto).

¿Tienes alguna duda más sobre el producto?
Entra al chat y pregúntanos